Llámanos gratis

¿Cómo proteger la batería de mi vehículo eléctrico en verano?

cuidado de batería de vehículo eléctrico en verano

¿Sabías que las baterías de los vehículos eléctricos reaccionan de forma diferente en función de si nos encontramos en una estación cálida o fría? Las temperaturas extremas son la kriptonita de las baterías eléctricas y, teniendo en cuenta las fechas en las que nos encontramos, es conveniente conocer a qué se enfrentan nuestras baterías cuando combaten las altas temperaturas. Y es que en verano es muy común que el calor desgaste los componentes electrónicos de las baterías, así como que reduzca su rendimiento e incluso su vida útil.

Las baterías, como uno de los componentes más determinantes en este tipo de vehículos sostenibles, deben someterse a un cuidado especial y minucioso en esta época del año para evitar imprevistos, averías o gastos innecesarios. En este post queremos darte unos sencillos consejos con los que lograr que las baterías de tus vehículos comerciales de última milla no sufran durante las rutas de reparto de este verano tan excepcionalmente caluroso.

cuidado de batería de vehículo eléctrico en verano

¿Cómo afectan las altas temperaturas a las baterías?

Antes de entrar en los consejos, es importante conocer los riesgos de las temperaturas altas extremas para la batería de un vehículo eléctrico. ¡Así seguro que se presta más atención a la prevención y al mantenimiento de las mismas! Como decíamos anteriormente, cuando la temperatura de una batería es superior a los 45º, ésta notará que sus componentes electrónicos se desgastan mucho más rápido haciendo que el rendimiento de la carga se desplome significativamente.

Hay que tener en cuenta, además, que el calor no sólo afecta a la propia batería del vehículo, sino que también lo hace con las estaciones de carga exteriores. No obstante, la mayoría de vehículos eléctricos hoy en día incorpora un sistema que hace que la intensidad y velocidad de la carga se reduzca si hay peligro de sobrecalentamiento. Pero, por contrapartida, esto hace que el tiempo de carga aumente y que se den problemas para lograr la autonomía requerida para llevar a cabo el desplazamiento o ruta de reparto deseada.

Así, durante el verano, es necesario estar pendientes de la temperatura de la batería de nuestros vehículos eléctricos. Y es que las baterías eléctricas, normalmente hechas de  iones de litio, no suelen llevar bien aquellas temperaturas que superan los 20º.

Busca una conducción suave y eficiente

  • Evita las aceleraciones y frenazos bruscos siempre que puedan evitarse.
  • En autopistas o autovías, mantén una velocidad constante.
  • Desconecta el sistema de frenado regenerativo del vehículo en autovías o autopistas. Este sistema, si bien es útil en ciudad para recuperar energía, en carreteras de más velocidad te exigirá pisar más el pedal para mantener el ritmo. Algo que no es compatible con el ideal de mantener una velocidad constante cuando nos encontramos a altas temperaturas.
  • Modera la velocidad. La batería de tu vehículo se agota antes si se circula a grandes velocidades. Más aún cuando en el exterior hace mucho calor.

Usa el aire acondicionado con responsabilidad

  • El aire acondicionado afecta de forma directa a la autonomía de un vehículo eléctrico. La bomba de calor que mantiene el sistema requiere de mucha energía y el riesgo de sobrecalentamiento de la batería es real (más aún en trayectos largos y calurosos). No queremos que los componentes de la batería sufran daños o fisuras que comprometan su funcionamiento o la seguridad.
  • Recomendación: climatiza el interior del vehículo y refrigera la batería antes de comenzar cualquier viaje. ¡Y mejor aún! Hazlo cuando el vehículo esté cargándose, así utilizará energía directa para ello en lugar de usar la batería.

Carga la batería por la noche

  • Durante el proceso de carga, la batería tiende a aumentar su temperatura. Por ello, es mejor evitar las horas de más calor para llevar a cabo este proceso. Así, la noche y sus temperaturas más calmadas son ideales para que el vehículo no sufra. ¿Y si tienes que cargar la batería durante el día obligatoriamente? También hay solución para este caso: utiliza estaciones de carga en aparcamientos subterráneos, techados o a la sombra.

Trata de aparcar a la sombra

  • Mantén la batería de tu vehículo eléctrico fuera del alcance de los rayos del sol cuando estaciones: ya sabemos el calor que puede llegar a hacer dentro de un vehículo expuesto a los mismos durante mucho tiempo (o poco, dependiendo del calor). Aparcando a la sombra conseguirás que su temperatura sea más estable y, además, el aire acondicionado requerirá de menos energía cuando utilices el vehículo de nuevo.

Cuida tus vehículos eléctricos y sus baterías durante estos días tan calurosos para disfrutar por mucho tiempo de un funcionamiento perfecto, como el del primer día.

COMPARTE

Te puede interesar

Tipos de vehículos eléctricos según sus motores

Tipos de vehículos eléctricos según sus motores

Subasta de Inquieto

¡Primera subasta de Inquieto! Del 10 al 27 de junio puja por tu vehículo eléctrico